A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z

    Fructooligosacáridos (FOS)

    4051

    Polímeros de glucosa o fructosa que se encuentran naturalmente en las plantas. La mayoría de los FOS disponibles son manufacturados como azúcar y considerados fibra funcional (carbohidratos no digeribles que tiene efectos fisiológicos beneficiosos en humanos). Frecuentemente se encuentran en las etiquetas como oligofructosa.

    Al igual que ocurre con otros tipos de fibra, nuestro cuerpo no es capaz de digerirlos ni de asimilarlos. No obstante, una porción de esta fibra es fermentada por bacterias, en especial por las bífidos bacterias que colonizan el intestino grueso. Los FOS son más solubles que la inulina y por esto se usan como aditivos en yogures y otros productos citados mas abajo.

    Están incluidas en el grupo Prebióticos (ingrediente alimentario no digerible que tiene efectos beneficiosos sobre el huésped por la estimulación del crecimiento y/o actividad de un número limitado de bacterias en el colon)

    Los FOS se encuentran en gran variedad de alimentos vegetales como la achicoria, la alcachofa, el espárrago, el ajo, la cebolla, el puerro, el tomate o la banana, entre otros, pero en cantidades más bien pequeñas. Por esta razón se considera adecuado introducir en la dieta, además de los citados alimentos, aquellos que presenten fructooligosacáridos como ingredientes añadidos. Éste es el caso de algunos preparados lácteos, bebidas, alimentos infantiles, productos de repostería y complementos dieticos.

    Efectos saludables de los FOS

    Entre sus funciones destacan:

    -Favorecen el crecimiento de las bífido bacterias (flora benéfica) e inhiben el de las bacterias patógenas como la Escherichia coli, la Shigella o la Salmonella.

    -Estimulan la función inmunológica y la síntesis de ciertas vitaminas.

    -Contribuyen a reducir el desarrollo de trastornos digestivos como el exceso de gases, ya que equilibran la flora intestinal reduciendo el desarrollo de bacterias que los generan.

    -Mejoran el tránsito intestinal, lo que resulta beneficioso en caso de estreñimiento y de diarrea.

    -Contribuyen a reducir el riesgo de cáncer de colon mediante diferentes mecanismos:

    • La fibra envuelve sustancias cancerígenas presentes en la dieta, reduciendo el tiempo de contacto de las mismas con la capa que recubre el intestino grueso.
    • La fermentación a cargo de las bacterias intestinales de los FOS produce un medio ácido en el colon que inhibe la formación de metabolitos creados a partir de ácidos biliares de la bilis y de ciertos ácidos grasos, los cuales favorecen el crecimiento de células tumorales.

    -El consumo de FOS se asocia a un mejor aprovechamiento, por parte de nuestro organismo, de diversos minerales como el calcio y el magnesio, componentes fundamentales en los huesos y dientes.

    Fuentes:

    Journal of the American Dietetic Association, Marzo 2008

    http://www.consumer.es

    Related Entries